Frente a una situación normal, ¿cuál es la forma más segura de frenar?

Explicación

La forma más segura de frenar en una situación normal es hacerlo de manera progresiva. Iniciar el frenado suavemente y luego aumentar gradualmente la presión permite una desaceleración controlada. Esto no solo es más seguro para el conductor, sino también para los vehículos que siguen detrás. Frenar bruscamente, poner la palanca en neutro, o tirar el freno de mano justo antes de detenerse puede causar pérdida de control y es potencialmente peligroso.

Prepárate gratis

¿Quieres practicar para tu examen de licencia de conducir?